Cirugía y ortodoncia

Cirugía

La ortodoncia no solo arregla la malposición de los dientes, también soluciona alteraciones esqueléticas. Los dientes están colocados sobre los huesos y, con frecuencia, son éstos los que tiene el problema dando lugar a las deformidades faciales. Si los huesos no están bien colocados es imposible que los dientes estén encajados correctamente y puedan realizar su función correctamente aunque el paciente no advierta los problemas.

Las maloclusiones debidas a un problema esquelético pueden tener alteradas todas las funciones de la cara como pueden ser la masticación, la fonación, la respiración, y los movimientos mandibulares. Además provocan un gran desequilibrio facial, y suelen provocar ruidos y dolor en la articulación situada delante del oído.

Estas alteraciones esqueléticas se pueden producir por una alteración en el tamaño de los huesos o por una mala posición de los mismos, por lo que la única posibilidad de tratamiento es mediante la combinación de ortodoncia y cirugía, con un tratamiento que combine el trabajo del ortodoncista y el del cirujano maxilofacial.

El éxito está en trabajar en equipo de forma que antes de comenzar cualquier tratamiento se ha realizado previamente un plan ortodóncico y un plan quirúrgico de forma que todos los cambios planificados se puedan alcanzar al finalizar el tratamiento.

Esos tratamientos suelen comenzar con la ortodoncia, y cuando pasan dos tercios del total del tiempo estimado de tratamiento se realiza la cirugía con los aparatos puestos. El tratamiento de ortodoncia continua hasta conseguir todos los objetivos, suele durar lo mismo que una ortodoncia convencional. El paciente así consigue una normalización de todas sus funciones, un encaje dentario adecuado y un equilibrio facial.

Comparte
Share on FacebookShare on Google+Tweet about this on TwitterShare on LinkedIn

Clínicas Ortodoncis

Clínicas Ortom

  • Madrid 915 359 135
  • Torrejón 916 775 934

Te llamamos